24 de febrero de 2018
 

 
  botón inicio botón contacta botón mapa web
foto cabecera
titulo cabecera
 
 
menu
PROVINCIAS
MONOGRÁFICOS
- Adiós al Hollywood europeo
- A donde habite el olvido
- Alfonso Canales, cronista cultural de Málaga
- Alfonso Grosso, entre balas y merengues
- Almería en tres miradas
- Antonio Gala no ha sido asesinado en Murcia
- Antonio Mozo, el innovador
- Asunción Andaluza
-
TROFEOS DISPUTADOS ENTRE 1973 Y 1983

- Caídas y más que caídas
- Caídos sin nombre
- Campo de sangre
- Cántico de Córdoba
- Centenario del nacimiento de Juan Ramón Jiménez
- Cerrado ante la justicia, abierto ante la historia
- Del olvido a la gloria
- Deporte, de la jerarquía a la democracia
- Despiertan los medios de comunicación
- Domínguez Ortiz, cita con la historia
- "Donde se vive y se muere fuera"
- Eduardo Chinarro, el periodismo laboral
- El arte al alba
- El Centenario de Vázquez Díaz
- El Correo de Andalucía en Huelva
- El fin de los monopolios
- El flamenco en la Transición
- El islote de Saltés
- El nacimiento del Festival de Cine Iberoamericano
- El reportero Sebastián Cuevas
- El torero que revolucionó las masas
- En el nombre de Jarcha, libertad sin ira
- En homenaje al maestro Ladis
- Entrevista a Antonio Gala

Diálogo del desamor

- ¿Estamos preparados para el cambio?
- Huelva canta libertad
- Huelva y la música
- José Gálvez Manzano populariza el billar
- José Prieto Escaso, arquero olímpico
- Juan Diego borda su venganza
- La creación nunca duerme
- La década gloriosa del Trofeo colombino
- La esquina de Pepe Jiménez
- La herida de Federico Villagrán
- La mirada de Ricardo
- La princesa comunista
- La radio del transistor
- Las voces prohibidas
- La Transición acelera el reciclaje de los periodistas
- La Transición de los periodistas
- La Transición en las librerías malagueñas
- Los interrogantes de Antonio Burgos
- Medios: la renovación inconclusa
- Nadie sabía nada
- Noche de guardia
- Pedro y Pablo en la Tasca del Matías
- Picasso, principio y fin
- Pudo ser un sueño, pero fue realidad
- ¡Que vienen, que vienen!
- "Se hace talento al andar"
- Semblanza/ Manuel Benítez 'El Cordobés'

Un flequillo le leyenda en la España de los 'seìllas'

- Távora en esencia
- Tránsitos
- Una irrepetible complicidad
- Un festival "rojo" en el franquismo
- Un lienzo pendiente
- ¡Viva Andalucía viva!
CIUDADES RELEVANTES
 

INICIO > PERSONAJES > SEMBLANZAS
 
  21 de julio de 2011
  Mónica Fernández Amador y Rafael Quirosa-Cheyrouze
  Juan de Dios Ramírez Heredia. En defensa de los suyos
  Nacido el 29 de junio de 1942 en Puerto Real (Cádiz), en el seno de una familia de etnia gitana, era el mayor de los dos hijos de Juan de Dios Ramírez López, negociante de profesión, y Salud Heredia Montoya. Tras aprender las primeras letras, realizó los cursos de Formación Profesional en el colegio Virgen del Carmen de la citada localidad. Seguidamente, estudió Magisterio en Sevilla y Cádiz y, a su término, ejerció como maestro durante tres años en su pueblo natal.

Hecho a sí mismo.
A mediados de la década de los sesenta, Juan de Dios Ramírez Heredia emigró a tierras catalanas e instaló su residencia en la Ciudad Condal, donde continuó su formación académica al mismo tiempo que atendía a diversas ocupaciones. Así, en 1967 obtuvo el título de Graduado Social y, tres años después, se hizo cargo de las tareas de dirección de la Escuela de Readaptación Profesional San Juan Bosco, dedicada al cuidado y la atención de personas discapacitadas. De forma paralela, realizó la Licenciatura de Ciencias de la Información en la Universidad Autónoma de Barcelona, y, con posterioridad, estudió los cursos de Doctorado de Periodismo. A partir de 1971, trabajó en diversos programas de Radiotelevisión Española y, en los años sucesivos, fue redactor de Radio Nacional, director del periódico Empuje, subdirector de la revista Pomezia y colaborador de La Vanguardia y el Periódico de Cataluña. En la actualidad, tras estudiar Derecho en la Universidad de Barcelona, ejerce como abogado.

Muy preocupado por los grupos marginados, Ramírez Heredia ha publicado varias obras centradas en el análisis de su problemática, destacando entre sus títulos Nosotros. los gitanos (1972), Vida Gitana (1974), Veinticinco años de ayuda al minusválido (1973), En defensa de los míos (1985), Krisipen serseni (traducción de la Constitución española a la lengua gitana, 1988), Ordenación del transporte de los minusválidos en Europa (1989) y Cartas del pueblo gitano (1994). También ha dirigido obras colectivas como Información y asesoramiento a los vendedores ambulantes (1997), Europa contra el racismo: repertorio de iniciativas comunitarias (1997), El poble gitano: manual per a periodistes (2001), el Primer manual de conversación en romano-kaló (2001) o Andalucía: cuatro culturas, una sola juventud (2002).

Asimismo, Juan de Dios Ramírez Heredia ha trabajado en asociaciones de diversa índole. En este sentido, perteneció al Centro Andaluz en Cataluña y, desde 1965, al Secretariado Gitano. Pero, sin lugar a dudas, su principal actividad ha estado centrada en la Unión Romaní, organización mundial que representa y defiende los intereses de los gitanos, de la que es fundador, vicepresidente y miembro del Presidium, además de presidente de la delegación española desde su fundación en 1986. También ocupa la presidencia del Instituto Romano de Servicios Sociales y Culturales desde 1988, y es promotor del Centro Romano Europeo de Investigación y Documentación Antirracista (CREIDA). Entre sus aficiones destacan la jardinería y el flamenco. Así, desde principios de los años setenta fue director del programa de Radio Nacional de España ‘Crónica Flamenca’, que se mantuvo en antena durante una década. Además, en su juventud practicó la pesca. Su participación en las Cortes Constituyentes le permitió ser miembro de la Orden del Mérito Constitucional desde 1988. Casado, en primeras nupcias, con María del Carmen Sánchez Doménech el 26 de febrero de 1969 en Barcelona, tuvieron tres hijos: Juan de Dios, Cocol y Cucho. Tras su separación, el 24 de mayo de 1985 contrajo matrimonio en Madrid con Paloma Jiménez de Parga Maseda, con quien también ha tenido tres hijos: Manuel, Pablo y Alfonso.

Primer diputado gitano.
Al comenzar el proceso de Transición a la democracia en España, Juan de Dios Ramírez Heredia se adhirió a la coalición promovida por Adolfo Suárez, Unión de Centro Democrático, aunque no llegó a darse de alta como afiliado. De este modo, ante la convocatoria de elecciones generales para el 15 de junio de 1977, fue propuesto como número seis de la candidatura de UCD por la circunscripción barcelonesa, si bien su inclusión en la lista fue precedida de la aceptación por parte de la directiva ucedista de una serie de condiciones en las que se admitía su independencia política y el reconocimiento de su ideología socialista. En las urnas, los resultados fueron insuficientes para su elección, si bien la renuncia al escaño de Salvador Pániker le permitió acceder al Congreso varios días después y convertirse, de esta manera, en el primer diputado de raza gitana de la historia española. Después de un progresivo alejamiento de las posiciones defendidas por el Gobierno central y su partido, el 13 de diciembre de 1978 Ramírez Heredia causó baja en el Grupo Parlamentario de UCD y pasó a formal parte del Grupo Mixto. En ese mismo mes, además, se afilió al Partido Socialista Obrero Español y a su central sindical, la Unión General de Trabajadores (UGT).

Tras la llamada a urnas para elegir las primeras Cortes Generales regidas por el texto constitucional, la Ejecutiva Federal del PSOE impuso su nombre como número dos al Congreso por Almería. Pese a ello, Ramírez Heredia era ya conocido por la opinión pública gracias a su brillante intervención ante el Pleno, en junio de 1978, para reivindicar la situación legal de los gitanos. Además, su carisma y capacidad de oratoria le concedió una pronta popularidad y aceptación entre el electorado almeriense. En la jornada electoral del 1 de marzo de 1979, el PSOE recibió 67.782 papeletas a favor, resultado que significó la consecución de dos puestos en la Cámara y, por tanto, la renovación de su acta como diputado, esta vez como miembro del Grupo Parlamentario Socialista.

En las elecciones generales del 28 de octubre de 1982, Juan de Dios Ramírez Heredia ocupó nuevamente el segundo lugar de la candidatura del PSOE por Almería. En esta ocasión, la lista fue respaldada por 119.903 votantes, una amplia mayoría que le permitió volver a ocupar un escaño en el Congreso. De esta forma, además, consiguió estar presente en la Cámara durante las tres legislaturas de la Transición, si bien como representante de circunscripciones y formaciones políticas distintas. En 1983, Ramírez Heredia fue designado miembro de la Asamblea Parlamentaria del Consejo de Europa, cargo que ocupó hasta 1985, Asimismo, en enero de 1986 fue nombrado diputado al Parlamento Europeo, puesto que, tras ser reelegido en los comicios de 1987 y 1989, mantuvo hasta junio de 1994. Por otra parte, entre julio de ese año y finales de 1997 fue el representante del Gobierno Español ante el Consejo de la Unión Europea para asuntos de Racismo, Xenofobia y Extranjería, y, desde enero de 1998, del Consejo de Administración del Observatorio Antirracista de la Unión Europea. En el año 1995 fue designado miembro honorario del Consejo de Europa a título vitalicio.

Actividad parlamentaria. Durante la I Legislatura Constitucional, ya como diputado socialista por Almería, Juan de Dios Ramírez Heredia fue vicepresidente segundo de la Comisión de Cultura, y vocal en las de Transporte y Comunicaciones, de Investigación sobre Radiotelevisión Española, y Especial para el estudio de los problemas de los disminuido físicos y mentales. A partir de marzo de 1982, actuó como vocal de las comisiones de Asuntos Exteriores y de Control Parlamentario sobre Radiotelevisión Española, siendo nombrado, además, vicepresidente segundo de la Comisión de Investigación de RTVE.

Desde su escaño, ejerció una notable y activa labor de oposición, traducida en un total de 117 iniciativas, de las que un centenar fueron presentadas por escrito y el resto de forma oral. Entre las diversas cuestiones tratadas destacan las referidas a la educación (construcción de guarderías, provisión de plazas de maestros), los medios de transporte (creación de nuevas líneas aéreas y ferroviarias), las infraestructuras (alumbramiento, captación y abastecimiento de aguas, red telefónica), la economía (malversación de fondos, exportación del tomate, cultivo de la uva, inversiones, presupuestos generales del Estado), y asuntos sociales (ayudas por ancianidad, asistencia sanitaria), dedicando especial atención a la circunscripción que representaba y a la comunidad gitana. Durante esta etapa, además, Juan de Dios Ramírez intervino ante la Cámara en importantes debates parlamentarios, tales como el Estatuto Jurídico de Radiotelevisión Española (septiembre de 1979), el Estatuto de Autonomía de Andalucía (junio de 1981), la integración social de minusválidos (noviembre de 1981), o los Presupuestos Generales del Estado para los ejercicios de 1980 (noviembre de 1979) y 1981 (febrero de 1980).

En el Congreso de los Diputados constituido tras los comicios de octubre de 1982, Ramírez Heredia ocupó el cargo de vicepresidente primero de la Comisión Permanente no legislativa de Control Parlamentario de RTVE. Asimismo, fue vocal de las comisiones de Asuntos Exteriores y Reglamento, si bien causó baja de esta última en febrero de 1984. En este periodo, continuó formulando preguntas al Gobierno en relación con la comunidad gitana, atendiendo a su financiación y a su mejora educativa y asistencial, además de otras cuestiones más específicas como la situación de Radio Cadena Española en Almería, ayudas para el mantenimiento de centros asistenciales a la primera infancia, la construcción de centros destinados a ancianos y marginados (todas en junio de 1983), el seguro obligatorio para trabajadores autónomos, vendedores ambulantes (mayo de 1984), o la construcción de viviendas por parte del Instituto para la Promoción Pública de la Vivienda (marzo de 1985). Asimismo, presentó varias solicitudes de informe a la Administración del Estado sobre las cantidades invertidas en la resolución de la problemática gitana en asistencia social en varias comunidades autónomas.
   
  pagina anterior pagina siguiente
 
 
   
 
  Inicio | contacto | mapa web   Transición